lunes, 16 de febrero de 2009

No solo el Rey va de caza


La progresía más caduca, rancia y xenófoba que inunda nuestras calles cuando al partido socialista le viene en gana, con el objetivo caciquil y anti-democrático de lanzarse al cuello de la derecha o de todo lo que signifique orden, libertad y democracia, tiene en los gustos cinegéticos de SM el Rey una fuente inagotable de insultos y demagogia, solo vista en los regímenes comunistas de antaño, culpables de matanzas de la muy escandalosa cifra de más de 20 millones de seres humanos, y en los actuales chinos, cubanos, venezolanos, bolivarianos y demás dictatoriales sistemas que, aun hoy, cercenan la libertad de numerosos individuos, y son excusados por estos dirigentes de pacotilla que tiene la izquierda radical representada por Zapatero y su tropa.

Pero hete aquí, que no solo SM el Rey tiene estos gustos, no solo la derecha o la gente acomodada se pueden permitir el lujo de tan arraigada costumbre en las esferas de poder. No, hay otros muchos que aprovechan esta práctica milenaria para encontrarse, charlar y preparar la “caza” siguiente.

Ciertamente he quedado extrañado al no ver portadas alusivas al acto en sí, o los ecologistas en las puertas del Ministerio, a los actores reivindicando a los pobres animalitos, etc. etc. etc. Ah, es que si el que dispara es un PROGRESISTA DEL GOBIERNO DE ZP, debe ser que está bien matado. HIPOCRITAS.

Eso es lo sucedido hace unas semanas, en el que el Ministro de Justicia del Gobierno de España, un Juez de la Audiencia Nacional del Reino de España, el Jefe de la Policía Judicial y una fiscal perteneciente a la Fiscalía General del Estado de la Nación Española, se han juntado, curiosamente, en una finca de Jaén a cazar, ese noble arte que solo hacen los adinerados y usurpadores de la voluntad popular, es decir, la derecha (nótese la ironía).

Pues es ciertamente curioso, que en un momento en el que el Juez de la Audiencia Nacional ha iniciado una “caza de brujas” contra el Partido Popular, se nos junte cazando con el Ministro Bermejo, el Jefe de la Policía Judicial y la Fiscal.

Y resulta más curioso comprobar como la justicia española corre que se las pela en determinados casos, mientras otros en los que hay pruebas y sospechas más que claras de corrupción, son dejados a la mano del tiempo, sirvan de caso los de Pintos, Cienpozuelos, etc. etc. etc. Que curioso, que mientras es del domino público que en la Junta de Andalucía hay más ladrones que en la cueva de Ali va, va, no se investigue nada, absolutamente nada, y en otros sitios están que a la que salta.

Que esto es una artimaña política y que el Partido Socialista está utilizando los resortes del Estado para meter en la cárcel al Partido Popular, es más que claro. Lo que asusta, es que este tipo de corrupciones son propias de países donde no existe la libertad, la democracia y la justicia. Y pongamos los ejemplos que pongamos, todos, curiosamente, son países amigos de la España que Zapatero quiere imponer. Una en la que la justicia es utilizada para atacar al contrincante, para defenestrarle y eliminarle, que no es más que el último objetivo que busca ZP y su grupito de estafadores, corruptos y comunistas (apelativo que uso en tono insultante).

Es sorprendente como el Juez revanchista e incompetente, como ya ha demostrado en muchos casos, siga en la Judicatura como si tal cosa.

Y queda demostrado, que la justicia está politizada, sino no, que se lo digan a los implicados en el caso GAL, que fueron ajusticiados porque su Jefe el entonces presidente González, no le dio lo que quería a este “iluminado” de la justicia, por lo que rescató de un cajón bien profundo este tema y comenzó a “tirar de la manta”, cayendo uno tras otros los escándalos.

Esta es la Justicia Española.

Ah, y una última cosa. Señor, siga yendo de caza, que mueve al año entre 2 y 3 millones de euros y una cantidad de puestos de trabajo muy alta.

4 comentarios:

Fin de los Tiempos dijo...

¿Los de izquierdas eran los ecologistas, verdes y antitaurinos no?. ¿Los que estaban en contra de los señoritos de derechas, no?

Y ahora son los que van a matar venados a 6.000 euros la jornada.

Bien vamos.

Natalia Pastor dijo...

Tienen comportamientos de lo más rancio y casposo,de señoritos feudales.
La estampa de la cacería,la cena con el jefe de la Policía Científica y la Fiscal es la imagen de la España socialista cortijera,del "aquí vale todo",de la impunidad absoluta para pisotear el Estado de Derecho y la separación de poderes.
Vamos camino de la Venezuela chavista.

H dijo...

El Rey es nuestro problema número 1.

Fernando dijo...

Esta foto es genial. La Escopeta Nacional y Los Santos Inocentes juntos. VERGUËNZA que sigamos con el servilismo igual que entonces. Y los adláteres los representaron Alfredo Landa y Francisco Rabal brillantemente. Lo vergonzoso y triste es que existan personajes como el este ministro, que aúllan contra acciones como ésta, y luego son los principales ejecutores de las mismas. Proguesistas. Y consiguen progresar, pero hacia la esclavitud y la desigualdad. Justo lo contrario de lo que bufan. Acompañados por claes y seguidores como algunos de los que aquí aparecen intentando sin éxito relativizar las acciones de sus ídolos. No me cabe en la cabeza que estas firmas puedan ser trabajadores pagadores de impuestos, sino puros colaboradores y emuladores. ¿Y el dinero para pagar todo esto de dónde lo saca? ¿Lo declara?.